⭐️ ENVÍO GRATUITO EN 48H ⭐️
dolor de estomago

Barriga Hinchada y Dura: Por qué y Qué Hacer

Barriga Hinchada y Dura: Por qué y Qué Hacer

Son muy diversas las razones que causan una barriga hinchada, pero la buena noticia es que existen muchos remedios que pueden ayudarte a solucionar este disgusto que provoca la inflamación abdominal. La mejor opción es evitando alimentos específicos, así como también establecer una dieta más equilibrada. 

Por otro lado, si notas que no hay ningún cambio en tu cuerpo, después de no ingerir alimentos que creas que te hinchan la barriga, te recomendamos acudir a un nutricionista profesional, ya que es posible que seas intolerante a ciertos alimentos y esto es importante tenerlo en mente cuando hablamos de inflamación abdominal.

Si quieres saber más sobre la barriga inflamada. ¡Sigue leyendo!

 

Causas de la barriga hinchada

Las posibles causas de la barriga inflamada son las siguientes:    

  • Intolerancias: ser intolerante a alimentos como el gluten, maíz o lactosa, puede causar inflamación abdominal. Ahora bien, si detectas esto y lo eliminas de tu dieta, posiblemente tu problema de hinchazón termine. Es por eso, que al notar que eres intolerante a algunos alimentos, debes consultar a un profesional y realizarte todos los exámenes que requieras.
  • Síndrome del intestino irritable: esta condición tan común actualmente causa estreñimiento, diarrea o incluso los dos al mismo tiempo, lo que significa que algunas veces los síntomas son diarrea u otras veces constipación. Por otro lado, otro de los síntomas que presenta el síndrome de intestino irritable es el abdomen inflado que muchas veces se combina con dolor.
  • SIBO: consiste en un trastorno en la microbiota intestinal, una alteración de los microbios llamados disbiosis que viven en el intestino delgado. Sus síntomas son mal aliento, dolor abdominal y gases, además de cansancio, debilidad, entre otros. Así que, si sufres de hinchazón posiblemente sea causa del sobrecrecimiento bacteriano en el intestino delgado.
  • Estreñimiento: esto ocurre en el momento en el que disminuye la defecación, y no necesariamente debes tener alrededor de una semana sin ir al baño, es suficiente tardar unos días sin defecar para que la materia fecal se retenga en el colon y cause la hinchazón en el abdomen.
  • Estrés: la barriga hinchada generalmente está relacionada con la existencia de muchos gases en el sistema digestivo, ya sea por la producción excesiva de gases o por causa del estrés en el estómago. Ahora bien, el estrés puede ser causado por problemas familiares, personales, conflictos que pueden desencadenar complicaciones en la salud digestiva y la hinchazón abdominal por estrés.
  • Comida muy pesada: comer demasiado y pesado es posiblemente la causa más común de la hinchazón, por lo que comer porciones más pequeñas evita el malestar. Por otro lado, ingerir alimentos con gran cantidad de grasa tarda mucho más tiempo en digerirse completamente, y por consiguiente el estómago está lleno por más tiempo. Para evitar esta incomodidad, te recomendamos consumir alimentos saludables, así como también comer más despacio.
  • Menstruación: generalmente las mujeres suelen quejarse de tener el vientre inflamado durante sus días de menstruación. Esto es causa de la retención de líquido en la zona abdominal. Sin embargo, la hinchazón suele disminuir regularmente al final de los días del período. Por otro lado, para reducir la distensión abdominal puedes consumir té diurético, melón, así como también consumir frutas que alivian la inflamación.
  • Cambio de vida o rutinas: si cambias algunos de tus hábitos es posible que descubras qué tipo de rutinas y alimentos te causan inflamación abdominal. Considera que comer demasiado y tragar en lugar de masticar provoca que tragues más aire de lo normal. Además, las bebidas con gas como la cerveza y el refresco, son las razones por las cuales se acumula el carbono y se genera la inflamación. 
  • Embarazo: es normal cuando la zona del abdomen empieza a crecer en el primer trimestre de embarazo, y mientras va pasando el tiempo irá aumentando el tamaño uniformemente hasta la zona debajo de los senos. 
  • Las mujeres suelen retener líquido en las manos, tobillos y nariz, por lo que muchas veces es necesario reducir la ingesta de sodio y sal, además de beber mucha agua. Por otro lado, es recomendable no tomar ningún té, sin antes tener el consentimiento de un médico especializado, ya que muchas plantas no se deben consumir en el embarazo.
  • Ascitis: se conoce como una condición médica la cual consiste en la retención de líquido en la zona abdominal, por causa de complicaciones en el hígado como la cirrosis hepática. Además, la hinchazón no solo ocurre por la acumulación de líquido, también es consecuencia de las alteraciones que sufre el hígado y el bazo. Si tienes la sospecha de sufrir esta condición, te recomendamos acudir a un gastroenterólogo para que realice las observaciones pertinentes, además de indicarte el tratamiento que requieras.
  • Obstrucción intestinal: es una complicación de emergencia que ocurre cuando las heces no pasan por el intestino, por causa de una interferencia en su recorrido, provocando inconvenientes para defecar, eliminar la hinchazón, los gases, dolor abdominal o náuseas.

Causas de la barriga hinchada

 

Consejos para prevenir la barriga hinchada

Te dejamos las siguientes recomendaciones que te ayudarán a disminuir la incomodidad causada por la barriga hinchada una vez ya has identificado tu causa, 

  • ¡Muévete! Haz ejercicio: hacer deporte es la actividad ideal cuando sufres de estreñimiento, ya que el ejercicio tonifica los músculos que se despiertan al momento de evacuar, además de incitar el movimiento intestinal.
  • Bebe mucha agua: es fundamental que bebas la cantidad de agua necesaria por día, puesto que la salud de tus intestinos depende de la hidratación que tengas. Al agua que ingieres puedes agregarle cúrcuma, jengibre, rodajas de limón, ingredientes con acción digestiva que le dan sabor al agua.
  • Consume fibra si crees necesitarlo: si crees que tu motivo está relacionado con el estreñimiento, algo que te vendrá muy bien es tomar, por ejemplo, dos kiwis por la mañana con un vaso de agua nada más al levantarte. Las fresas, arándanos y las moras son frutas que previenen el estreñimiento y la barriga hinchada, por lo que, también son altamente recomendadas ante la inflamación.
  • Adquiere suplementos naturales: ingerir suplementos naturales antiinflamatorios son la mejor opción para evitar y controlar la hinchazón. Si prefieres optar por lo natural, te recomendamos preparar infusiones de jengibre, menta, hinojo, y de melisa, ya que son ideales para aliviar la inflamación abdominal.
  • Meditación: con una dieta saludable, sin duda notarás un antes y un después en tu cuerpo, sin embargo, las emociones y el pensamiento también perjudican al intestino. El estrés y las emociones negativas causan inflamación y provocan que el sistema digestivo sea mucho más susceptible a la hinchazón. Por lo que, practicar la meditación te ayudará a entrenar el sistema nervioso y por consiguiente a disminuir los niveles altos de estrés y la inflamación abdominal.
  • Cena Ligero: no consumas alimentos con demasiada grasa ni en grandes cantidades. Te recomendamos optar por porciones pequeñas y alimentos ligeros, pero extremadamente nutritivos como pechugas de pollo con limón y hierbas aromáticas, rollos de lechuga romana, una ensalada de frutas. ¡Algo sencillo pero delicioso!
  • Destacar posibles intolerancias: la barriga inflamada es uno de los síntomas de enfermedades como el síndrome del intestino irritable o intolerancia a algún alimento, por lo que te recomendamos asistir a un médico profesional en donde te realicen las observaciones pertinentes, para descartar posibles enfermedades que causan la inflamación.
  • Disminuir la ingesta de sal: el consumo excesivo de sal puede causar retención de líquido y, por lo tanto, inflamación abdominal, por lo que te recomendamos disminuir su ingesta, así como también evitar las comidas procesadas, ya que, este tipo de comida son bajas en fibra y altas en sodio.

Conclusion

La inflamación abdominal puede ser un síntoma de diversas complicaciones en el sistema digestivo, por lo que, es importante que no te automediques, sobre todo si tienes sospechas de estar embarazada. Considera cada una de las recomendaciones que te indicamos anteriormente y asegúrate de crear nuevos hábitos y una dieta saludable establecida por un nutricionista profesional.

Te recomendamos también este Digestivo Natural de Neeo que te ayudará a mejorar de forma notable tu digestión. 

Y recuerda que no solo los alimentos pueden causar hinchazón, sino también el estrés. Si tu objetivo es no sentir nunca más malestares de inflamación, inicia trabajando en tu salud física y mental.

natural digestive

Los buenos hábitos
empiezan aquí

¡Suscríbete a nuestra newsletter para obtener un 10% de descuento en tu primera compra y recibir todas nuestras novedades y ofertas exclusivas!